De empresas tóxicas e intraemprendedores

En una ocasión escuché de la boca de un jefe la siguiente frase dirigida a sus empleados: “Aquí no queremos capitanes, queremos soldados”. Por suerte ya no trabajo en aquella compañía pero la sentencia ilustra bastante bien la filosofía y la nula cultura...